lunes, 25 de marzo de 2013

19. Conversaciones

Conversar más que enseñar, predicar o exhortar... 

Creo que desde que salimos de la iglesia institucional no hemos dejado de enseñar, sin embargo muchos considerarían que lo que hacemos no es "ministrar", "predicar" o "enseñar" sino precisamente conversar.

Nos encanta reunirnos alrededor de una mesa y mientras compartimos los alimentos conversar. Las clases son conversaciones, la relación es dinámica y la dinámica es relacional (dicen las dos primeras declaraciones del manifiesto edupunk, que por cierto no es una norma a seguir).  Platicamos de las cosas que suceden alrededor, de la vida, el trabajo, los planes y los amigos... tratamos de entender la voluntad de Dios en éstos y otros ámbitos, a veces también contamos nuestra historia, nuestra fe y respondemos todo tipo de preguntas (si, todo tipo de preguntas).

Personalmente creo que ahora hablamos más de lo que Dios está haciendo en nuestras vidas y la de nuestros amigos que cuando nos dedicábamos al "ministerio profesional"... nada menos hace un par de horas recibí una llamada de nuestro amigo Sergio Juárez que hablaba para pedir una opinión sobre cómo podría adaptar el monólogo "Mi Cristo roto" pues quiere alcanzar con dicho mensaje a los cristianos independientemente de la religión que practiquen...

Conversaciones, es lo que hay ahora en lugar de monólogos dominicales de 45 minutos a los que llamábamos predicación...