domingo, 6 de enero de 2013

enseñar

Enseñar es conversar.  Porque quien tiene el oficio de enseñar debe tener la vocación de aprender, abiertos sus oídos a las voces de quienes enseña... y aprende.

Enseñar es preguntar más que responder y encontrar en las respuestas de quienes se enseña la verdad que ha sido escondida desde el principio, el arquetipo oculto en los mitos que nos acompañan y debe ser sacados a la luz.

Enseñar es callar.  El silencio es el mejor maestro cuando nuestras palabras en lugar de edificar destruyen.

Quiero aprender a callar.