jueves, 14 de abril de 2016

encrucijada


Oriente y occidente no están lejos si caminas lo suficiente.  Febo sabe de eso.

¿No está toda la tierra delante de ti? Yo te ruego que te apartes de mí. Si fueres a la izquierda, yo iré a la derecha; y si tú a la derecha, yo iré a la izquierda. — dijo un sabio ya hace tiempo.

Tarde o temprano habríamos de llegar a ese punto, a esa decisión.  Porque sí, no decidir también es una decisión.

No podemos quedarnos eternamente en la senda, hay que avanzar hacia el destino (si es que existe) o rumbo al resultado de nuestras decisiones o indecisiones.

 Oriente y occidente no están lejos si caminas lo suficiente.  Y quizá, algún día nuestros pasos se crucen nuevamente.

Twitter: Owiruame