martes, 13 de octubre de 2015

tus letras

Encontré tus letras. En ellas pude ver el candor de tus ojos, el rubor en tus mejillas y tus manos jugando nerviosas con la pluma fuente que sueles tener en el bolso.

Leí la intención detrás de esas lineas, el coraje que juntaste para animarte escribir y la inocencia asomando en ese "hasta luego".

Aprendí a leerte, a interpretar tu voz y tu silencio. Pero sobre todo, aprendí a amarte.